CONCURSO BIBLIOTECA MONTMELÓ

Fecha concurso: Enero-2008
Promotor: Ayuntamiento de Montmeló
Superficie construida: 2292 m2
Presupuesto total aproximado: 2.000.000 €
Resultado del concurso: Finalista (3er lugar sobre 30 participantes).

El proyecto parte de dos premisas básicas: La adaptación al entorno urbanístico con una previsión de cambio inmediato y el cumplimiento del programa funcional de la biblioteca y el archivo. Así pues el espacio triangular que delimita la intervención se convierte en un punto neurálgico, un «cruce de caminos» con tres ejes predominante

  • Un recorrido peatonal desde el centro urbano (ayuntamiento, casa abuelos ..) que atraviesa la zona de vías.
  • El paseo resultante del cubrimiento de las vías de tren, con toda una serie de equipamientos públicos dispuestos a su eje.
  • El paseo-jardín resultante de la unión de patios interiores de las nuevas edificaciones en el otro lado de la vía de tren, y que confluyen en la actual plaza grande. Este espacio tendrá una cota aproximadamente 3m por debajo de los otros dos recorridos anteriormente citados.

La posición del futuro edificio de la biblioteca en el triángulo viene condicionada por cuatro premisas

  • Ocupar la parte posterior del triángulo para dejar una plaza lo más ancha posible
  • Alinear el edificio a la línea posterior cerrando la isla de edificación existente y al mismo tiempo continuando con las directrices de los nuevos edificios de la propuesta de ordenación del Incasòl
  • Crear una volumetría que dé fluidez a las vistas y los recorridos del centro urbano hacia los nuevos espacios públicos.

El nivel: Por un lado, encontramos el espacio de la nueva plaza a cota de cubrimiento de las vías, y de las calles peatonalizadas del centro, y por otro lado el espacio «posterior» que se encuentra en la cota de la actual plaza (aproximadamente tres metros por debajo del primero). Esto permite la creación de una planta baja a nivel de la plaza principal, con un carácter muy público, y una planta semisótano a nivel del jardín posterior, que se convierte en una segunda planta baja, abierta al jardín de carácter más tranquilo y privado. El proyecto propone una comunicación entre estos dos espacios públicos, generando una brecha en el edificio, que da lugar a un pasaje en forma de grada que complementará y organizará el programa funcional de la biblioteca. Así se obtiene un edificio que en planta baja y en planta sótano se disgrega para integrarse con los espacios exteriores y que contrasta con la rotundidad del volumen de las plantas superiores

Ir arriba